miércoles, 1 de febrero de 2012

UN POEMA DE AMOR Y OTROS POEMAS de Charles Bukowski





todas las mujeres



todos sus besos sus



diferentes maneras de amar



y hablar y necesitar.






sus orejas, todas tienen



orejas y



gargantas y vestidos



y zapatos y



automóviles y ex



maridos.






en su mayoría



las mujeres son muy



cariñosas, me recuerdan a una



tostada untada con la mantequilla



derretida



dentro.






tienen una cierta



mirada: se han quedado



con ellas las han



engañado. no sé muy bien qué



hacer por



ellas.






soy



un cocinero pasable, sé escuchar



bien



pero nunca aprendí a



bailar; estaba ocupado



con cosas más importantes por aquel entonces.






pero he disfrutado de sus diferentes



camas



fumando pitillos



mirando los



techos. no fui despiadado ni



inusto, sólo



un estudiante.






sé que todas tienen esos



pies y descalzas cruzan el piso mientras



contemplo sus tímidas nalgas en la



oscuridad. sé que son como yo, algunas incluso



me quieren



pero yo quiero a muy



pocas.






algunas me dan naranjas y vitaminas en pastillas;



otras hablan en voz queda de



la infancia y de padres y



paisajes; algunas están



casi locas pero ninguna carece de



sentido: unas aman



bien, otras no



tanto; las que se lo montan mejor en la cama no siempre son



las mejores en otros



aspectos; cada una tiene límites como yo



los tengo y nos calamos



mutuamente



enseguida.






todas las mujeres todas las



mujeres todos los



dormitorios



las alfombras las



fotos las



cortinas, es



algo así como una iglesia sólo que



a veces hay



risas.






esas orejas esos



brazos esos



codos esos ojos



mirando, el cariño y



el deseo me han



abrazado me han



abrazado.






Charles Bukowski. Guerra sin cesar. Poemas 1981-1984. Traducción de Eduardo Iriarte ( Visor, 2008 ).




Melancolía


la historia de la melancolía
nos incluye a todos.
me retuerzo entre las sábanas sucias
mientras fijo mi mirada
en las paredes azules
y nada. 
me he acostumbrado tanto a la melancolía
que 
la saludo como a una vieja
amiga. 
ahora tendré 15 minutos de aflicción
por la pelirroja que se fue,
se lo diré a los dioses.
me siento realmente mal
realmente triste 
entonces me levanto
PURIFICADO 
aunque no haya resuelto
nada 
(...) 
hay algo mal en mí 
además de la 
melancolía 


--------


Oh sí

hay cosas peores que
estar solo
pero a menudo toma décadas
darse cuenta de ello
y más a menudo
cuando esto ocurre
es demasiado tarde
y no hay nada peor
que
un demasiado tarde


BIOGRAFIA

Charles BUKOWSKI 
Poeta y novelista norteamericano nacido en Andernach, Alemania, en 1920, trasladado a Los Angeles, EE.UU., en 1922.
El traumático ambiente familiar que soportó en su infancia lo convirtió en un joven de carácter conflictivo, amante del alcohol y de la vida bohemia, costumbres que sólo abandonó por períodos muy cortos de su vida.
Algunos estudios de arte, periodismo y literatura, fueron la base para iniciar su carrera literaria, publicando los primeros poemas a la edad de treinta y cinco años. Su obra, unas veces realista y brutal, y otras, tierna y sentimental, está representada por más de treinta publicaciones, entre las que se destacan: "Crucifijo en una mano muerta" 1965, "Cartero" 1970, "El amor es un perro del infierno" 1974, "La senda del perdedor" 1982, "Shakespeare nunca lo hizo" 1990, "Peleando a la contra" 1991 , "La última noche de la tierra" 1992 y "El capitán salió a comer y los marineros tomaron el barco" 1994.
Falleció en 1994. ©






Charles Bukowski nació en Andernach, en Alemania, en 1920. Lo trasladaron a los dos años a Los Angeles, donde ha residido siempre. Su infancia estuvo marcada por constantes enfrentamientos con su padre y desaveniencias con su madre, en un entorno familiar acosado por la violencia, el paro y el enrarecido ambiente patriótico norteamericano durante la Segunda Guerra Mundial. También estuvo marcada por una terrible infección de acné en la piel, que le dejó marcas en la cara para el resto de su vida, y por su afición al boxeo y a las bibliotecas. Durante muchos años sobrevivió en la jungla urbana, entre empleos episódicos, peleas y borracheras sin destino.
Durante muchos años, y tras un breve paso por la universidad, se ganó la vida con trabajos manuales temporales, espaciados por los periodos de vacaciones que se tomaba cuando tenía suerte en las apuestas del hipódromo, afición que reflejó continuamente en su obra. Empezó a escribir cuentos muy joven pero, tras un primer relato publicado por una revista en 1944, abandonó la literatura por un espacio de diez años, en los que sentó los cimientos de su leyenda alcohólica.
Empezó a publicar poesías y relatos cortos en revistas underground, hasta que a los 49 años, después de haber trabajado los últimos 20 en el servicio de correos (como repartidor), dejó el trabajo y se dedicó sólo a escribir, su fruto fue Cartero (1970), su primera novela. A ésta seguirían otras cinco, todas protagonizadas por Henry «Hank» Chinaski, alter ego del propio Bukowski. El éxito lo convirtió en escritor de culto y poco a poco su popularidad se extendió más allá del nuevo continente. Las lecturas de poesía y esporádicos viajes (uno de ellos a Europa, visitando su pueblo natal y reencontrándose con familiares lejanos) convirtieron sus últimos años de vida en una constante lucha contra la comodidad y el aburguesamiento, y fruto de ello publicó Peleando a la Contra, un auténtico testamento oficial y la auténtica biografía de Charles Bukowski.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada